Para conocer el futuro de los servicios de impresión gestionada es conveniente observar las estimaciones del gasto en impresión 3D para el año 2019, donde se prevé que crecerá un 27 % generando unos ingresos superiores a los 26.000 millones de dólares.

El mercado de los nuevos equipos de impresión alcanzó casi los 18.000 millones de dólares y continuará incrementándose hasta llegar a alcanzar, en 2021, más de 18.400 millones de dólares.

El mercado de la impresión tiene un crecimiento anual del 2.6 % y la empresa Context, que se encarga de poner en contacto a distribuidores y fabricantes para obtener beneficios del mercado del printing, predice un crecimiento de 63 % en los servicios de impresión gestionados, por delante del sector de accesorios, de redes o de servidores.

El protagonismo que obtiene el mercado de la impresión

El mercado de la impresión es uno de los grandes protagonistas del sector y busca poder dar una buena respuesta a las necesidades de todos y cada uno de sus clientes. Es por ello que se desarrollan soluciones de impresión ecológicas, que respeten al medio ambiente y consuman menos, al tiempo que las empresas realizan su trabajo de forma sencilla y rápida.

Sin duda, la itinerancia y la movilidad de la que disfrutan los usuarios es un punto de partida muy importante para el futuro de la impresión. Tal es así, que un informe de HP Inc. dice que al 73 % de los usuarios les interesa poder imprimir directamente desde sus equipos, en especial si hablamos de fotografías.

Otro aspecto del que también se habla de manera habitual es de la seguridad. Muchas empresas pasan por alto incorporar en sus estrategias la seguridad en las impresoras. Y debido a ello, algunas compañías implementan soluciones en materia de seguridad de documentos como el ID de usuario.

Es importante ofrecer diferentes alternativas a los usuarios, ya que hablamos de un mercado muy competitivo en el que no tiene sentido entrar en conflicto por el cobro de céntimos. En lugar de eso, es más recomendable apostar por soluciones y servicios que se dirijan a diferenciarse y fidelizar a los clientes.

Hay que recalcar que el mercado de la impresión ha tenido 4 procesos muy diferenciados en los últimos años. Estos procesos son responsables de un nuevo marco de actuación que facilita nuevas oportunidades de negocio a aquellas organizaciones adaptadas, y son los siguientes: un mercado en auge donde la tecnología juega un papel principal y omnipresente, la democratización de la misma, la competitividad empresarial para la adaptación al mundo digital y un acceso muy rápido con bajos costes.

Por ello, la consultora Smart Channel aboga también por un nuevo modelo de negocio donde se ofrezcan soluciones de pago por uso o pago por copia. Esto convertirá las ventas en consultorías y aumentará la competitividad digital mientras se involucran nuevos actores en la toma de decisiones.

España es líder en el crecimiento del segmento del printing europeo

Aunque el mercado de la impresión es muy bajo todavía en Europa, en España hay grandes oportunidades. Por ello lidera con un 7 % el crecimiento frente a países como Italia y Reino Unido, que crecen a un ritmo de un 2 % y un 4 % respectivamente, o países como Alemania o Francia donde el mercado se redujo en un 8 % y un 2 %.

Fabricantes como HP mantienen una cuota de mercado cercana al 60 %, mientras que Brother se posiciona como segundo fabricante con un 19 % de cuota de mercado y Samsung se queda con un 15 % gracias a la impresora láser A3, que le ha hecho crecer un 136 % en el último trimestre. Las impresoras de inyección de tinta son las responsables de afianzar el crecimiento.

¿Cómo afecta a la administración pública?

En este ámbito, la plataforma de análisis y consultoría online que centra su actividad en el asesoramiento e información de empresas tecnológicas entre la Administración Pública y otras entidades en España, Adjudicaciones TIC, afirma que los máximos adjudicatarios del año 2016 fueron Canon, Konica Minolta, Bull y Kyocera.

Estas adjudicaciones tienen un valor de 21 millones de euros para proyectos en la compra de impresoras, que se convierten en 34 millones de euros para la adquisición de multifuncionales. En cambio, los modelos de pago por uso alcanzaron los 13 millones de euros.

El mercado del printing experimenta grandes cambios con su consolidación en la industria y los cambios en las compras, al tiempo que abre en el sector público una ventana de oportunidades. Todo ello dentro de uno de los sectores tecnológicos más importantes, el de la impresión, que cuenta con una facturación anual de 3.575 millones de euros.

Por todo lo dicho, el futuro de los servicios de impresión gestionada tiene nuevas oportunidades y las perspectivas de crecimiento lo sitúan en un 63 %, superando incluso a los ordenadores de sobremesa.